Anawim Ministry Inc. (Ministerio Anawim Inc.)

Curriculum y Historial de Pastoral

CdeA (Catequesis de Adultos)

7 jul. 2010

Puede la Iglesia cambiar

Un día le pregunte a un sacerdote ordenado poco después del Concilio Vaticano II; ¿qué piensa usted de los cambios que han surgidos en la Iglesia después del Vaticano II? Su respuesta fue muy intrigante y a la vez me ha motivado a reflexionar mucho sobre el particular. Este presbítero de casi cinco décadas de servicio y apostolado me indicó que si en la Iglesia han habido cambios tras el concilio ha sido solo gracia al Espíritu Santo. Honestamente hasta ese entonces yo nunca había visualizado los cambios dentro de la Iglesia como algo que se pudiera asociar al Espíritu Santo. Desde ese momento (hace mas de 20 años atrás) yo siempre trato de analizar, meditar y reflexionar sobre los cambios que han surgidos en nuestra Iglesia Católica. En lugar de preguntar, "¿Debería la Iglesia cambiar?" Tal vez deberíamos estar preguntando: "¿De dónde se obtiene la idea de que no se debe o no se puede cambiar?"

Para algunos "católicos conservadores", ha habido demasiados cambios, para algunos "católicos progresistas o liberales", no han sido lo suficiente. ¿Qué vamos a hacer con esto? ¿Hay o no hay un lugar para el cambio en la Iglesia? En primer lugar, debemos comenzar con algunas realidades. Incluso una rápida mirada a la historia de la Iglesia Católica nos demuestra que si estamos hablando de organización de la Iglesia, la liturgia o la doctrina, la Iglesia ciertamente ha cambiado. El núcleo de nuestra fe es, por supuesto, invariable. El credo que recitamos en la Misa el domingo se remonta a los primeros siglos cristianos, y se está firmemente arraigado en el Nuevo Testamento. Nuestra comprensión del mismo, sin embargo, siempre ha ido creciendo y desarrollándose en ya través de sus interacciones con diferentes tiempos, culturas y interrogantes.

Tal vez una analogía sería útil. En el Nuevo Testamento, frente a los problemas de división de la Iglesia en Corinto, Pablo compara la Iglesia a un cuerpo con diferentes partes (1 Corintios 12, 12-13; Romanos 12, 4-5). Hoy en día, a la luz de nuestros muchos temas que dividen, podríamos extender su comparación. Un cuerpo humano debe tener constantemente en cosas nuevas: el aire fresco, alimentos, agua, etc.. Esto es esencial si queremos crecer y estar sano. Sin embargo, no todo lo que tomamos en la salud es, de hecho, a veces tomamos los gérmenes y virus. El cuerpo tiene un sistema inmunológico que nos avisa cuando las cosas van mal y para ayudarle a descifrar lo qué es dañino. Podemos aplicar esta idea a las funciones de liberales y conservadores en la Iglesia. Para estar sanos y vivos de la Iglesia toma en nuevas ideas, nuevos retos, nuevas experiencias: Debe ser "progresista o liberal". Sin embargo, no todo lo que entra es bueno para nosotros, por lo que también tiene una dimensión ''conservadora" para ayudar a clasificar, los elementos no saludables. En verdad, tenemos que ser o deberíamos ser "liberales-conservadores o conservadores-liberales"!

El sistema inmunológico, sin embargo, puede tener problemas. Estos pueden tomar dos direcciones. Por un lado, el sistema puede ser débil (por ejemplo, después del cáncer) o inexistentes (como con el SIDA). En este caso, cualquier cosa y todo lo que viene puede convertirse en un problema importante y podría ser potencialmente fatal. Por otra parte, el propio sistema inmunológico puede enfermar o de mal funcionamiento (las enfermedades llamadas autoinmunes como la artritis o el lupus). En este caso, el sistema inmune cree que el cuerpo está enfermo o más enfermo de lo que realmente es, y comienza a devorar el cuerpo mismo. Esto, también, puede ser doloroso y potencialmente mortal. El cristianismo radical de extrema izquierda que representan el sistema inmunológico averiado, no está equilibrado para tener un conservadurismo saludable. El cristianismo fundamentalista de la extrema derecha representaría un sistema inmune enfermo, y no está equilibrado para tener un progresismo sano. Ambos extremos pueden ser muy destructivos.

Esto también nos puede ayudar a apreciar el hecho irónico de que las carátulas de los dos extremos, "radical" y "fundamentalista", de hecho, ambos significan lo mismo: aferrarse a lo que es básico, fundamental, en las raíces (radical viene de la palabra latina que significa "raíz"). Ambas dimensiones son progresistas y conservadoras de raíz, de base, fundamental para la vida del cuerpo de Cristo, que es la Iglesia. El cristianismo radical no es un progresismo sano, ni es un cristianismo fundamentalista conservadurismo saludable. Cada uno de nosotros tiene una identidad básica que dura toda nuestra vida. Cada uno de nosotros también sufre cambios todo el tiempo. Lo mismo puede decirse de nuestra Iglesia. Tiene su identidad subyacente, constante, pero también sufre cambios. Como dice el refrán, vivir es cambiar. Creemos que la Iglesia es el cuerpo vivo de Cristo en el mundo.

Preguntas para reflexionar:

¿Qué tan bien usted se adapta o no al cambio?
¿Cuáles son algunas de las enseñanzas de la Iglesia que han cambiado durante su vida? ¿Cómo usted ha aceptado el cambio?
Publicar un comentario

María Siempre Virgen

El dogma de la Virginidad de María nos dice y enseña que María Santísima es (fue, es, y será) virgen antes, durante y después del pa...

Acerca de mí

Mi foto

Catequesis de Adultos es presentado a ustedes por este su hermano y servidor Daniel Cáliz. En la misma pretendo ofrecer recursos conforme a la enseñanza de la Iglesia Católica y por ende del Magisterio de la Iglesia. Esperamos que puedan sacar el mejor provecho del material disponible para la catequesis en especial para los adultos.  Recuerda que para conocer y recibir a Cristo nunca es tarde. 

Actualmente soy miembro de la Parroquia San José (St Joseph's Catholic Church) (Dalton, GA) desde el año 2000. Soy Ministro Extraordinario de la Sagrada Comunión. Además estoy muy involucrado en la Catequesis de Adultos en la parroquia. De igual forma, en la Pastoral Hispana dentro de la parroquia.

Además soy consultor para el Catholic.net en las áreas de catequesis y pastoral hispana en los Estados Unidos.

Visita Catequesis de Adultos- Blog y dejarnos tus comentarios.